domingo, 8 de junio de 2014

125 AÑOS DEL COLEGIO HIJAS DE LA CARIDAD DE ALGORTA



Monjitas del Puerto Viejo de Algorta

XXXI EXPOSICIÓN FILATÉLICA DE GETXO

Los días 19 al 24 de mayo de 2014 y en el “Aula de Cultura Villamonte” se ha celebrado la XXXI Exposición Filatélica de la Sociedad Filatélica de Getxo, para celebrar los 125 años de las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paul en esa localidad costera.

FOTO 001 Tríptico, sello conmemorativo y postal del Colegio

Manuel de la Concepción, Presidente de la Sociedad Filatélica de Getxo, nos contaba que esta exposición está dedicada a conmemorar los “125 años que las Hijas de la Caridad” llevan prestando sus servicios en Algorta. Este homenaje más que merecido ha sido posible a tantas personas que han querido colaborar en este proyecto para las “Monjitas del Puerto Viejo de Algorta” que así son conocidas en esta localidad. A esa gran labor que llevaba desempeñando desde aquel lejano año de 1889, en que llegaron. Han sido muchos los jóvenes que han estudiado con ellas, y actualmente, aunque han abandonado la formación, también son muchos los que solicitan su ayuda por no tener recursos, y es que Las Hijas de la Caridad siempre están dispuestas a cumplir con su misión, como es la de estar junto a los más necesitados.

La Filatelia, una vez más hace de correo transmisor y en esta ocasión sirve para difundir el trabajo de unas personas que de forma desinteresad están al servicio de los demás. Para dejar constancia de ello y como sabemos que hay muchos filatelistas que coleccionan estos temas, hemos emitido decía el Presidente, un sello que refleja el logotipo de la Orden, un matasellos en el que está presente la efigie de los fundadores, que fueron Santa Luisa de Marillac y San Vicente de Paúl y una tarjeta postal del colegio actual.

FOTO 002 Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl

María José Eizaguirre (Hija de la Caridad) nos decía cómo llegaron las primeras Hermanas para cumplir el encargo legado por Dª Rogelia de Cortina y Aldecoa de trabajar en la educación de los niños de Algorta, en especial de los del Puerto Viejo de los pescadores. En estos años transcurridos, las 118 Hermanas que hemos pasado por aquí, hemos procurado “cumplir con nuestra misión”. En su día, sentimos verdaderamente pena el tener que cerrar el centro de enseñanza, pero hemos procurado ayudar de otra manera, la que en cada momento se necesitaba, con el fin de seguir cumpliendo con nuestra misión. Además, nunca lo hemos hecho solas. El apoyo y la ayuda recibida siempre de las autoridades de la Parroquia y del Municipio, como también de todos los moradores de Algorta (Getxo), han permitido que pudiéramos trabajar con cariño y dedicación.

HISTORIA del COLEGIO PURÍSIMA CONCEPCIÓN
“Colegio del Puerto”
Juan Bautista de Cortina y Aldecoa, cumpliendo los deseos de su hermana Rogelia de Cortina y Aldecoa, compró a Dionisio de Zubiaga y Aldecoa, una tierra en el término llamado de MUGABURU, para edificar un colegio, “para el bien de los pobres de la Anteiglesia de Guecho, con sus barrios de Algorta y Las Arenas”. Este proyecto era en favor de los niños de Algorta, y de manera especial de los del Puerto Viejo de pescadores. Para hacerse cargo de la obra fueron llamadas las Hijas de la Caridad.

¿Quiénes eran las Hijas de la Caridad?
Para responder es bueno explicar sus orígenes:
Las Hijas de la Caridad fueron fundadas en parís el año 1633 por San Vicente de Paúl y Santa Luisa de Marillac, con el fin de ayudar a las Damas de la Caridad que atendían a los pobres en las Parroquias y Hospital de París. Ellas se iban a encargar de prestarles los servicios que necesitaban y que las Damas, en razón de su condición, no podían hacerlo.

FOTO 003 Sellos de la exposición

De París pasaron a todo el territorio francés, solicitadas por los obispos, párrocos o personas que deseaban establecer un servicio permanente a los Pobres enfermos y asegurar la enseñanza a las niñas, en la zona rural y barrios periféricos de las capitales, donde por lo general, las niñas estaban excluidas de este servicio. En tiempo de los fundadores también fueron enviadas a Polonia, solicitadas por la Reina Luisa Gonzaga que antes de casarse fue Dama de la caridad en Francia.

A España llegaron las Hijas de la Caridad en 1790 y pronto se fueron extendiendo por todo el ámbito nacional. Hoy en día la Compañía está extendida por todos los continentes, sobre todo, por los países más pobres.

Cuatro Hermanas llegaron a Algorta en el mes de septiembre de 1889. El colegio se inauguró al mes siguiente, el 14 de octubre, con una Misa celebrada por el señor Párroco y a continuación se dio por iniciado el curso con clases y actividades.

En principio, como se ha expresado, era para los niños del Puerto de pescadores pero ante la demanda del pueblo, se inicia pronto un aula de pago, que sirvió, al mismo tiempo, para ayuda del mantenimiento de las Hermanas y del colegio.

En 1907, adquieren las Hermanas las fincas adyacentes a ambos lados del colegio, calle Caridad nº 8 y calle Caridad del nº 12 al 18, respectivamente. Estas fincas estaban arrendadas y el alquiler que se cobraba ayudó también al mantenimiento del colegio.

FOTO 004 Txaro Uliarte, Manuel Solórzano y Mª Begoña Imaz

En 1949, las Hijas de la Caridad, titulares del colegio, consiguieron la denominación de colegio de Enseñanza Primaria.

En 1973 la clasificación de Preescolar y E.G.B.

En 1976 la clasificación de Profesional.

Y la subvención se recibió, como colegio concertado desde 1973.

Ya en 1966, viendo que era indispensable la ampliación material del colegio para adecuarlo a las exigencias de la enseñanza concertada, se dieron los pasos para la ampliación necesaria.

Fue el momento de aprovechar las fincas adyacentes adquiridas al principio: Sobre la finca nº 8 de la calle Caridad, se hizo levantar un edificio de cuatro plantas, que pudiera albergar las clases, laboratorio, biblioteca y salón de actos.

La parte central del edificio primitivo que desde siempre utilizó la Comunidad, quedó libre al trasladarse las Hermanas al nº 12 y así se pudieron organizar más espacios dedicados a las actividades escolares.

Desde el principio la Asociación de Padres colaboró con mucho entusiasmo en el colegio y fueron el gran apoyo de las Hermanas.

FOTO 005 Mª Ángeles Municio, Txaro Uliarte y Manuel Solórzano

Las Hermanas también tuvieron cambios para adaptarse a los nuevos tiempos, como lo sugería el Concilio Vaticano II. En 1964, empezó el cambio de su “look”, que a lo largo de los años se ha ido transformando un poco…

Diversas circunstancias obligan a los Superiores a tomar la decisión de cerrar el colegio. Con gran pena por parte de la Comunidad que trabajaba en él, como también de la Asociación de Padres y de los alumnos que ya se habían acostumbrado a su manera de hacer. El curso 1991/92 fue el último en el que se impartieron clases.

En 1993 se instala en la última parte construida, una Residencia de Hermanas mayores, de manera que las Hijas de la Caridad, no abandonan el PUERTO y de este modo pueden prestar servicios a todos los vecinos, acogerles en todo momento que lo necesiten.

Además, cedieron las estancias para diferentes actividades en bien de todos: apoyo escolar a los niños de emigrantes, clases de cultura e historia, yoga, taichí… y un etc. Que incluye además un coro que con regularidad ensaya sus cantos para el disfrute de cuantos puedan oírlos en sus actuaciones.

Y constatamos que formamos parte de nuestro pueblo de Algorta; las muestras de aprecio de nuestros convecinos, nos lo avalan. Sentimos que las semillas impartidas a lo largo de los años no se olvidan y sobre todo el amor y la devoción a nuestra Madre Inmaculada de la Medalla Milagrosa, cuya fiesta se prepara todos los años con el triduo y la asistencia, sobre todo, de las antiguas alumnas.

La actividad más importante de las Hijas de la Caridad es:

FOTO 006 Sellos de la exposición

EL SERVICIO DE LOS POBRES

No se puede concebir una Comunidad de Hijas de la Caridad sin que esté siempre patente, en sus quehaceres diarios, el servicio a los más necesitados. La Comunidad del Colegio del Puerto Viejo de Algorta, presente en el lugar desde septiembre de 1889, ha ejercido este servicio, principalmente enseñando a los niños y de manera particular, a los que estaban exentos de recursos, sin olvidar, sin embargo a las familias, que por su proximidad o relación, estaban en contacto con las Hermanas y de las que se conocían sus necesidades y apuros. Además las Hermanas colaboraron siempre en los servicios parroquiales sobre todo en Catequesis y Cáritas, por lo que se sintieron siempre cercanas a todos.

SELLOS POSTALES DE ENFERMERÍA
De las colecciones de sellos que se presentaron, destacaré las que tratan directamente sobre la Enfermería.

Con motivo de dicha conmemoración se ha emitido un sello que refleja el logotipo de la Orden, un matasellos en el que está presente la efigie de los fundadores (Santa Luisa de Marillac y San Vicente de Paúl) y una tarjeta postal con la imagen del colegio actual.

Dado que es un tema interesante para muchos filatelistas, hemos podido contar en la exposición con 15 colecciones filatélicas algunas de las cuales han sido enviadas desde distintos puntos de España.

Tres de dichas colecciones pertenecen a personas del mundo sanitario siendo muy bien valoradas por el Jurado en el acto de clausura que tuvo lugar el sábado día 24 de Mayo.

FOTO 007 Sellos de María Teresa Miralles

Dichas colecciones son las siguientes:
1º.-“LA ENFERMERA: CUIDAR, ENSEÑAR Y CONFORTAR”. Medalla de oro
Colección perteneciente a Dña. María Teresa Miralles Sangro (Madrid). Enfermera. Profesora Titular de Enfermería en la Universidad de Alcalá de Henares.

2º.-“FLORENCE NIGHTINGALE: CARIDAD, CIENCIA Y ARTE”. Medalla Vermeil
Colección perteneciente a Dña. Txaro Uliarte Larriketa (Getxo). Enfermera. Profesora Titular de Enfermería en la Universidad del País Vasco (UPV/EHU).

3º.-“GOTAS DE VIDA”. Medalla Vermeil
Colección perteneciente a Dña. Mª Ángeles Municio Martín (Getxo). Pediatra. Profesor Titular de Pediatría en el Hospital de Cruces (Baracaldo-Bizkaia).
Tras la entrega de premios y la emoción de los ganadores, se sirvió un coctel en las instalaciones del Aula de Cultura para posteriormente bajar al puerto y comer en hermandad en el Restaurante “La Ola”.

FOTO 008 Sellos de Txaro Uliarte

MEDALLA DE ORO a María Teresa Miralles Sangro

La enfermera: cuidar, enseñar y confortar
La Enfermería tiene su razón de ser en la misma humanidad de las personas a las que cuida, esta es la idea que nos mueve a reconstruir su historia.

Comienza nuestro recorrido con la presentación de aquello que es la esencia y da origen a la profesión enfermera, el cuidado de la vida.

Mediante breves y profundas imágenes se va deshilvanando, en el segundo cuadro, el concepto y la evolución de una profesión enfermera cuyo origen se pierde en las brumas de la Edad Media.

El tercero y cuarto de los ejes de nuestro coloquio recogen lo que de significativo tuvo la influencia de la guerra para la implantación de la enfermería profesional en una humanidad rota por el conflicto. Termina el epígrafe esbozando los primeros pasos de la formación de enfermeras laicas.

En el quinto se desbroza la construcción de un nuevo mundo en el que la enfermera tendrá la oportunidad de forma parte activa de la sociedad, en el ejercicio seglar de su profesión.  Sin olvidar esos espacios donde se condensa el dolor.

El sexto y séptimo desgranan la actividad profesional de las enfermeras llevando a cabo del proceso de los cuidados de la vida, en la salud y en la enfermedad.

FOTO 009 Sellos de Mª Ángeles Municio

Cierra nuestro recorrido la actividad de la enfermera fuera del hospital, en el entorno comunitario de una sociedad en constante cambio, con problemas de salud emergentes, con un soporte familiar y cultural muy diverso. Así lo ha descrito su autora María Teresa Miralles. Una de las mejores colecciones del mundo de sellos de Historia de la Enfermería.

Además del jurado calificador, también se encontraban en el acto Juan Manuel Cerrato García, presidente de la Federación Vasca de Sociedades Filatélicas (FEVASOFI), Euskal Selluzale Elkarteen Baterakundea (ESEBA), secretario Gaizka Sola y de vocal María Begoña Imaz Ortíz.

AGRADECIMIENTO
Las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl
María Teresa Miralles Sangro
Txaro Uliarte Larriketa
Mª Ángeles Municio Martín

FOTOGRAFÍAS
Escaneado del tríptico de la Exposición Filatélica
Sellos de Mª Teresa Miralles, Txaro Uliarte y Mª Ángeles Municio
Fotografías sacadas por Manuel Solórzano

Manuel Solórzano Sánchez
Enfermero. Hospital Universitario Donostia de San Sebastián. Osakidetza /SVS
Colegiado 1.372. Ilustre Colegio de Enfermería de Gipuzkoa
Miembro de Enfermería Avanza
Miembro de Eusko Ikaskuntza / Sociedad de Estudios Vascos
Miembro de la Red Iberoamericana de Historia de la Enfermería
Miembro de la Red Cubana de Historia de la Enfermería
Miembro Consultivo de la Asociación Histórico Filosófica del Cuidado y la Enfermería en México AHFICEN, A.C.
Miembro no numerario de la Real Sociedad Vascongada de Amigos del País. (RSBAP)