miércoles, 15 de julio de 2009

VICTIMAS DEL SISTEMA SANITARIO

El diario El pais publica una carta al director titulada VICTIMAS DEL SISTEMA SANITARIO. La escribo desde el profundo dolor que me produce la muerte trágica de un niño, como antes tambien murio su madre y pensar que se podría haber evitado. Me sobrecoge la situacion de la enfermera que esta siendo injustamente tratada. Me solidarizo con ella, por tambien es victima del sistema, por que todos los que conocemos por dentro la sanidad, sabemos que tarde o temprano puede ocurrir una cosa así.
Se esta trabajando por la Seguridad del paciente. Pero los avances son lentos, atacan los efectos, pero no las causas. Existen situaciones que claman al cielo, que se denuncian y nunca pasa nada. Entonces queda la sensacion de que no interesa la Seguridad del paciente. Es como si fuera mas facil echarle la culpa a una sola persona y descargarse de responsabilidades propias.
La Enfermeria de este pais no puede permanecer impasible ante esta situación. Es lo ultimo. Trabajamos en situacion precaria y encima cuando ocurre una desgracia nos echan directamente al foso de los leones. Atrás quedan cientos de reivindicaciones acerca de la Especialidad (en el baul de los recuerdos), y de soportar una gran carga asistencial.
No hay errores humanos, hay errores del sistema. Y debemos poner nuestro empeño en aprender de ellos para que no vuelvan a repetirse ¿lo sabrán los politicos?

11 comentarios:

Tona dijo...

He leído la carta al diario El País,(Víctimas del Sistema sanitario).
Agradezco que un compañero se dirija a una prensa que se ha mostrado bastante sensacionalista para
describir nuestra la realidad desde su reflexión serena y sentida. Necesitamos otra dinámica en los hospitales y los centros de salud, en especial en lo relacionado con la humanización (la seguridad) en la atención a los pacientes.

PD.: Deberíamos tomar tu ejemplo y manifestar nuestro punto de vista en los medios de comunicación, esto ayudaría a que los ciudadanos tengan una información más completa.

Enfermería Digna dijo...

Creo que la sociedad debe saber nuestra precaria situación laboral y los problemas y obstáculos con los que no encontramos día a día en nuestra profesión. Desde aquí hago un llamamiento para que saquemos a la luz el trato recibido en los hospitales por parte de los despachos de enfermería, la realidad diaria en la que nos encontramos miles e enfermeras a la hora de desarrollar nuestro trabajo...que lamentablemente trae resultados como este, y raro que no ocurra en más ocasiones.
Desde aquí mi más sincero apoyo a la enfermera, y mi más sincera condena a la dirección del hospital.DIMISIÓN DEL GERENTE

kickcfree es... dijo...

=> Enfermeras para todo...

Desde hace 23 años que empecé a trabajar como enfermero, he visto MIL VECES, como a compañer@s que no tienen formación se les obliga a trabajar en una unidad altamente especializada y no se les ofrece formación...

Lo que ha ocurrido en el Gregorio Marañon es una mezcla de la falta de enfermeras, de la falta de especialidades enfermeras - bloqueadas desde hace 2 décadas - intenciones de privatizar la sanidad y de unos gestores y mandos intermedios que tapan agujeros y que lo único que buscan es "el ir tirando" del día a día...vamos a ver ahora cuando se pidan responsabilidades a la supervisora de unidad, a la de área y a las subdirecciones y dirección de enfemería de ese santo hospital...y que el gerente aguante su parte por dejar este tipo de pol´´iticas de personal...

Lo que se necesita es defender a unas compañeras que se pueden haber equivocado, pero que seguro, que estaban a tope de trabajo, en una unidad nueva y sin formación específica.
La enfermera estaría sola buscandose la vida y aprendiendo a palos, como casi todos hemos hecho en un pasado y ahora...

Los sindicatos ya han hablado y el colegio de enfermería tb, ahora debemos hablar todos los enfermer@s para que se oiga nuestra potente voz de una vez por todas en el congreso, y que casos como este no se repitan por la polivalencia en el uso de profesionales de enfermería intentando el ahorro de medios humanos y de dinero...este es un uso y costumbre reiterado del que se abusa en sobremanera en la sanidad pública y privada madrileña...

=> SATSE pide que se desarrollen las especialidades de Enfermería para evitar "errores" como el de la muerte de Rayán
El sindicato de Enfermería SATSE confía en que la muerte del bebé Rayán por un "error" del personal de Enfermería del Hospital Gregorio Marañón de Madrid sirva para "evidenciar la necesidad de desarrollar las especialidades" de esta profesión ya que, como explicó el secretario general del sindicato en Madrid, José María Porras, "las enfermeras no son chicas para todo ni especialistas en todo". Seguir leyendo el arículo

"De haber una reflexión a todos los niveles", advirtió Porras en declaraciones a Europa Press, lamentando que sea en estas situaciones cuando se deba reivindicar una especialización para la Enfermería. Sin embargo, puntualizó, "no se pueden tener enfermeras generalistas que un día están con un neonato y otro con un enfermo cardiaco".

Asimismo, pidió a los gestores del centro hospitalario que revisen los protocolos de esta unidad para evitar situaciones similares. A su juicio, "no se puede contar con plantillas chicle" dado que todo profesional sanitario requiere su periodo de adaptación, más aun cuando cambia de una unidad a otra.

"No pueden tener personal sanitario de un lado a otro sin formación previa, no son como funcionarios", aseveró.


http://ucienf.blogspot.com/

Anónimo dijo...

Comunicado de prensa del Sindicato de Enfermería, SATSE, de apoyo a la profesión enfermera y al Sistema Nacional de Salud

Ante los hechos acontecidos en el Hospital Gregorio Marañón por el que falleció Rayan, el bebé nacido de la primera víctima mortal de gripe A, el Sindicato de Enfermería, SATSE, representante de la profesión, quiere expresar:

• El Sindicato de Enfermería lamenta profundamente el fallecimiento de Rayan y traslada el pésame a la familia a los que quiere enviar un mensaje de aliento y consternación de toda la profesión de Enfermería.

• SATSE quiere tranquilizar a los ciudadanos, porque cuentan con uno de los mejores sistemas sanitarios del Mundo. Lo sucedido en la tarde/noche del 12 de julio es un hecho aislado que no corresponde a la realidad del día a día profesional de miles de enfermeras que desarrollan millones de actos sanitarios. Todas las organizaciones internacionales, incluida la Organización Mundial de la Salud (OMS), reconocen el altísimo nivel de la Enfermería española y la adecuada formación de la profesión.

• El Sindicato hace también un llamamiento a todos los implicados en la marcha del sistema sanitario para evitar la demagogia y el oportunismo que no favorece la adecuada marcha del Sistema Nacional de Salud (SNS) y que sólo conduce a generar alarma social y desprestigiar la labor de miles de profesionales que cada día hacen su trabajo con absoluta eficacia.

• Hechos como los sucedidos, que deberán ser esclarecidos por la investigación abierta en el juzgado de instrucción número 53 de Madrid, nos han de servir para mejorar las actuaciones profesionales para asegurar que un hecho de esta magnitud no pueda volver a ocurrir. Para ello, se debe actuar con urgencia en:

o Desarrollar las especialidades de Enfermería, reconocidas desde hace más de veinte años y que aún están pendientes, entre ellas, pediatría.
o Adecuar los ratios de personal que actualmente están implantados en los centros sanitarios a las necesidades asistenciales y recomendaciones internacionales.
o Revisar los protocolos de actuación establecidos en las Unidades e instaurar protocolos de acogida y tutela de nuevos profesionales.
o Evitar el abuso de la polivalencia profesional y rotación del personal de Enfermería por los diferentes servicios.

• Asimismo, desde el Sindicato de Enfermería, se condena la actuación de la gerencia del hospital Gregorio Marañón, que, de forma anticipada, acusa a la enfermera sin haber estudiado detalladamente las causas que han motivado el error.

Madrid, 14 de julio de 2009

Anónimo dijo...

La defensa de la enfermera que el pasado domingo se equivocó en la vía de suministro de la alimentación del fallecido Ryan, alegará que el error se podría haber evitado si el hospital Gregorio Marañón de Madrid "hubiera cumplido con las garantías exigibles de seguridad". Fuentes de la asesoría jurídica que ha asumido la representación legal de esta profesional -abogados del Colegio de Enfermería de Madrid- intentarán paliar la responsabilidad de la joven en la muerte del bebé.

"El hospital no puede cargar sobre la enfermera toda la responsabilidad y lavarse las manos", afirma una de las citadas fuentes. El centro sanitario no había asumido "precauciones básicas y de muy bajo coste" para evitar errores como el que se produjo. La defensa citará, entre otros, la ausencia de una cautela tan simple como inutilizar la vía de entrada de un catéter a sustancias incompatibles. Es decir, imposibilitar que la aguja de la jeringuilla con la que se suministra la alimentación quepa en el orificio de un catéter que no pueda recibirla. Algo que tienen muchos centros sanitarios.

La defensa también insistirá en la imprudencia que, a su juicio, supone dejar sola a una joven enfermera en su primer día de práctica en una unidad delicada, como neonatología. "Es incomprensible que a la supervisora se le pasara por alto algo así", comentan las fuentes de la defensa.

Ya en 2007 la Organización Mundial de la Salud (OMS) difundió una serie de recomendaciones para reducir los daños relacionados con la atención sanitaria. Este organismo aconsejaba entonces la conveniencia de implantar medidas preventivas -muchas de ellas "sencillas y baratas", dice- para "eliminar los errores de administración por vías equivocadas".

Fórmulas como la creación de barreras físicas para eliminar la posibilidad de interconexiones entre tubos y catéteres médicos que sirvan para funciones distintas, implantar un sistema que distinga por colores los tubos y las conexiones, la utilización de bombas de infusión diferentes para un tipo de vía u otras o que se diseñen y utilicen catéteres y tubos diferenciados para según que tipo de vía, de manera que sea imposible interconectarlos.

El diseño de estos dispositivos, dice la OMS, "puede permitir conectar inadvertidamente las jeringas y tubos equivocados, y luego administrar medicamentos o líquidos a través de una vía no deseada y por lo tanto incorrecta". Esto es lo que le ocurrió a Ryan. La OMS explica en su documento Soluciones para la seguridad del paciente que "las conexiones incorrectas de tubos y catéteres pueden tener como resultado errores de medicación por vías equivocadas y graves lesiones o la muerte del paciente". A este respecto, la guía recuerda casos similares ocurridos en EE UU y Reino Unido
Publicado en EL PAIS:
http://www.elpais.com/articulo/sociedad/defensa/enfermera/culpa/hospital/descuidar/seguridad/elpepusoc/20090716elpepisoc_7/Tes

Eva dijo...

Caso Rayan
González Jurado: "La muerte de Rayan es un punto y aparte en la sanidad española"
El presidente del Consejo General de Enfermería defiende que la enfermería española está entre las primeras del mundo pero que adolece de deficit estructurales importantes
ELPAÍS.com - Madrid - 16/07/2009


La muerte de Rayan, el bebé fallecido debido a una negligencia profesional en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid , obliga a una profunda revisión del sistema de salud pública española, según ha subrayado el presidente del Consejo General de Enfermería, Máximo González Jurado, en primera rueda de prensa sobre una de las investigaciones en torno al caso Ryan, fallecido tras recibir alimentación por vía intravenosa en vez de nasogástrica. González Jurado ha defendido que la enfermería española se encuentra entre les "tres primeras del mundo" pero que adolece de importantes déficit estructurales. Entre ellos, ha subrayado el incumplimiento de los criterios de contrataciones temporales y la incidencia del número y la calidad de enfermeros en la mortalidad. En sus 30 años de profesión, ha añadido, jamás se había enfrentado a un caso como el de Ryan.


La defensa de la enfermera culpa al hospital de descuidar la seguridad

Además, González Jurado ha tachado de "inmorales e indecentes" las palabras del director gerente del Gregorio Marañón, Antonio Barba, que calificó de terrorífica la negligencia profesional que causó la muerte del bebé . "Lo de terrorífico solo se puede decir después de una investigación, y lo ha de hacer el juez", ha insistido, y ha remarcado que el director gerente ha podido vulnerar "derechos fundamentales protegidos por la constitución" como el de la presunción de inocencia. González Jurado ha recordado que hay abiertas tres investigaciones: la de la Consejería de Sanidad de Madrid, la del juez de instrucción y la de la Fiscalía, por lo que ha pedido paciencia antes de emitir juicios precipitados sobre lo que considera una "presunta" negligencia profesional.

Aunque ha subrayado la falta de precedentes de una situación como la de Ryan, González Jurado ha señalado que tiene constancia de varios casos de negligencias y ha llamado la atención porque podrían estar sucediendo más. De hecho, ha recordado un caso similiar ("gemelo", ha insistido") que sucedió en Canarias en 2000. En aquella ocasión, el enfermero responsable fue juzgado por la vía penal y se declaró culpable. La pena fue de un año de prisión y tres de inhabilitación profesional.

"Hemos de hablar de presunto error", ha añadido, "porque aún ha de determinarse si son hechos aislados o concatenados con otras circunstancias". Entre ellas, el presidente del Consejo General de Enfermería, ha señalado que una enfermera recién licenciada no está formada para asumir la responsabilidad de puestos de alto riesgo. "Está formada para cuidados generales, no para especializados, porque no ha recibido formación para ello".

González Jurado ha desgranado las que, a su juicio, son las principales carencias de la enfermería española. Ha subrayado que tanto el número de enfermeros como su calificación tienen una repercusión directa en la mortalidad. El responsable de la enfermería española ha citado un estudio de la Universidad de Harvard que concluye que a menor número y calificación de los enfermeros, mayor es el número de muertes que se denuncian en los juzgados.

También ha llamado la atención respecto a que la contratación temporal a partir de bolsa única no garantiza la calidad de los empleados contratados. Otra de las reformas urgentes es la necesidad de que los profesionales revaliden o "reacrediten" sus conocimientos periódicamente, "cada 4 o 5 años", para demostrar que siguen siendo competentes.

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Gonzalez/Jurado/muerte/Rayan/punto/aparte/sanidad/espanola/elpepusoc/20090716elpepusoc_7/Tes

Eva dijo...

Pues el Presidente del CGE ha hablado, he visto parte de su "conferencia" de prensa, y se ha ido por los cerros de ubeda, diciendo que hay más casos así y tal, y que sólo hace 3 años que estamos pendientes de las especialidades, aparte de decir que los titulados no tienen ni idea de trabajar.
Claro, hasta que no se colegian y hacen un ciento de cursos de la ECS no saben trabajar.

Por favor, debemos protestar y pedir que se desarrollen de una vez las especialidades de Enfermería, que se adecuen los ratios enfermera-paciente, al menos al nivel europeo y que se forme a las profesionales con excelencia!!

Angel Alfredo dijo...

He puesto otra entrada en el blog de Etica:
http://dimensioneticaenfermera.blogspot.com/2009/07/cuidado-tranquilo-y-etica-de-la.html

Anónimo dijo...

El mundo.es publica:

El personal de Enfermería del Servicio de Neonatología, Cuidados Medios y Cuidados Intensivos del Hospital Gregorio Marañón comunicó hace un año a la dirección del centro los graves problemas y las carencias que tenía la unidad: "Sentimos gran preocupación por la calidad asistencial y seguridad que podamos ofertar a nuestros pacientes y a sus familias".

En un documento al que ha tenido acceso elmundo.es, los profesionales de la unidad donde el lunes falleció el pequeño Rayan por una negligencia médica alertaban de la "disminución del personal de Enfermería cualificado en la Unidad de Neonatología" y de la "grave repercusión asistencial" que esto ocasionaba en el servicio.

Fimado por 67 profesionales, el escrito entró por registro el 30 de junio de 2008 e iba dirigido a la Jefa de Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales y a la Jefa de Unidad de Enfermería de Cuidados Medios y con copia, entre otros, al gerente del hospital, Antonio Barba, al Comité de Empresa y a la directora de Enfermería.

Una de las preocupaciones que los trabajadores manifestaban ante la falta de personal era la "imposibilidad para la docencia Interna". Según exponían, "es absolutamente necesario que el personal de enfermería que cuida a los recién nacidos de esta unidad sea cualificado", sin embargo, "parece poco probable que con las condiciones laborales descritas (personal de gran movilidad y alta presión asistencial) las enfermeras dispongamos de unas condiciones mínimas para impartir dicha docencia", labor que consideran "esencial para poder asegurar unos cuidados de calidad".

Según ha podido saber elmundo.es, la enfermera que debía enseñar a la recién llegada tenía una experiencia de cinco días en la unidad de neonatos y la tercera compañera tan sólo había realizado dos suplencias en el servicio, una en Navidad y otra en Semana Santa.

Y despues de saber esto k se le caiga el pelo a quien se le tiene que caer......

Anónimo dijo...

Las reacciones espontaneas de solidaridad se multiplican y dan fe de la vida de la Enfermeria española. En tan solo unos dias el grupo de Facebook Apoio á enfermeira do Gregorio Marañón!!! ha reunido el apoyo de 1000 personas y el grupo Apoyo a la enfermera del Gregorio M, 494 miembros.
Seguro que por todos muchos lugares esta situacion esta teneindo una respuesta similar. Hoy más que nunca toda la enfermería, todos con una¡¡¡¡¡¡¡

ENFERMERA dijo...

Se ha demonizado a una persona sin tener la m ... Leer másás mínima consideración hacia ella ni profesional ni lo que es más grave humana y desde luego a mí personalmente me han llamado la atención dos cosas: la ausencia de solidaridad del colectivo de médicos y la dureza en el juicio empleada en este caso.¡¡Qué varas de medir tan distintas para uno y otro colectivo!! A la joven enfermera mi más absoluta solidaridad y apoyo. Un accidente es un accidente, no es una negligencia ,ninguno de nosotros estamos libres de él y esa circunstancia no puede ni debe arruinar una vida ni personal ni profesional